27 feb. 2010

El nuevo 'Padrino' (poco original, pero es como es)

'Un profeta' (Jacques Audiard, 2009)

'Un héroe muy discreto' me picó la curiosidad; 'Lee mis labios' me irritó la primera vez y ahora me resulta un prodigio de tempo; 'De latir, mi corazón se ha parado', pese a su supuesta prepotencia, es mi debilidad. "Amar a Audiard", así tituló Sancho la crónica cuando Cannes estrenó su último Gran Premio del Jurado. Fácil abonarse a dicha declaració. 'Un profeta' es lo más grande que ha parido el cine francés en mucho tiempo, un drama carcelario que narra la ascensión de un árabe postadolescente hasta convertirse en un ogro avasallador de gesto calmo. 


Una obra de terror, si se mira con cierta perspectiva, que retrata estratos de nuestra sociedad que nunca querríamos conocer. Las lejanas y obscenas alcantarillas. Dicen que 'La cinta blanca', de inmaculado blanco y negro e irreprochable perdurabilidad será recordada como la película de 2009. Yo, por su más asible imperfección, me abono a 'Un profeta', dueña del mejor tiroteo desde que Michael Corleone entró a aquella cafetería a saldar cuentas familiares.

Tráiler de 'Un profeta'.

Valoración: 9/10

Estreno: 26 de febrero de 2010

No hay comentarios: