4 mar. 2010

Ni 'Nine' es tan mala ni Pe tan buena

¿Por qué es imposible que me lo den por 'Nine' si me han nominaaaaao?

Hablaba de oídas el pasado 2 de febrero cuando me enteré de que Pe había sido nominada al Óscar por 'Nine' y me encoraginé por su tercera candidatura en cuatro años. En aquel momento me pareció demasiado. Ahora, después de estudiar su actuación el la peli de Marshall, no me retracto, pero concedo que está magnífica, se luce como mediterránea chiflada, lo que se le da mejor que ninguna otra cosa. 

Los Óscares no son premios que se deban conceder a la ligera (dando por sentado que cualquier premio carece de importancia real excepto cuando nos hacemos conscientes de que yo escribo un post, ustedes lo leen, asumimos un juego de roles y dejamos de relativizar por unos momentos para ponernos viscerales), y tampoco las nominaciones han de repartirse a la ligera.

Resulta particularmente vergonzante que un actor tan estimable como Edward Norton no haya sido nominado al Óscar más que dos veces ('Las dos caras de la verdad', 'American History X') y ninguna premiado; que Russell Crowe lo ganara por 'Gladiator' y no por 'El dilema' o 'Red de mentiras' y que algunos repitan (Sean Penn, al que no odio ni nada, pero 'Milk' era pura pose) mientras que, posiblemente, gente de la talla de Leonardo Di Caprio o Brad Pitt mueran sin él o hayan de esperar hasta los 61 como Newman (tras cinco fiascos) para llevarse uno de palo. 

Lo que quiero decir es que Penélope, que me cae muy bien porque es llana y de Alcobendas (o de Sanse, nunca me acuerdo), tiene tres nominaciones al Óscar (de las que ha materializado una, que pueden ser dos la madrugada del domingo) porque está más buena que Norton y porque es la más elegante en 20 años, y eso no mola. No es justo. Es una tendencia que atiende a amiguismos, como cuando se instauró que Renée Zellweger o Nicole Kidman debían estar nominadas todos los años, que Hilary Swank debía ganar casi siempre y que Kate Winslet, que es Dios, debía perder casi siempre (hasta que el año pasado se frenó aquella asquerosa costumbre). Modas.

Creo que lo único que han tenido de justo estos premios históricamente es que Keanu Reeves nunca ha sido nominado y/o premiado.

Dicho lo cual, y purgadas todas mis manías, he de concretar varias cosas al respecto de 'Nine' y de Pe. Esto es lo que se me viene a la cabeza a vuelapluma por si a alguien le interesa lo más mínimo:

-Ella está estupenda, pero estupenda está siempre. Lo que duele es que 2010 sea el año en que la nominan por una pequeñita participación en uno de los bluffs de la temporada (según la industria), un proyecto que apuntaba muy alto y que en las semanas previas a las nominaciones contaba ya con más enemigos que simpatizantes. Se ponga la gente como se ponga, la mejor interpretación que jamás ha hecho Pe es la de 'Los abrazos rotos', en la que borda un papel enormemente difícil por tener que dotar de credibilidad a situaciones que Almodóvar no supo gestionar en el libreto. En una de las películas más imperfectas del manchego Cruz saca lo mejor de sí, aunque, en la batalla de las distribuidoras, Universal ha podido más que Sony. Al final, todo marketing...

-Que viva España, ayer me emocioné y dejé perdida de lágrimas mi elástica roja cuando los de Del Bosque vapulearon a Francia. El hecho de que defiende que esta nominación sobra no significa que no me alegre.

-La mención es inútil en la medida en que es tan imposible que cristalice como la de George Clooney en principal. El re-reconocimiento no es aun justificable en ninguno de los dos casos. Habría sido más provocador y divertido un recuerdo a Mariah Carey (por su papel de bigotuda en 'Precious'). Y más sensato, acordarse de la Amy Adams de 'Julie & Julia'.

-'Nine' me parece un buen entretenimiento. No entiendo quién la puso en todas las quinielas para ser la más multinominada y premiada allá por noviembre, pero no es la basura intragable que muchos se apresuran a vender. Mucho más aburrida y peor interpretada me pareció 'Chicago' (también de Rob Marshall), que se llevó el gordo hace seis años. Con eso y todo, este año, aun con diez nominadas en categoría de Mejor Película, me parece que no tenía cabida, y más habida cuenta de que 'Invictus', '(500) días juntos', 'Resacón en Las Vegas' y 'Los mundos de Coraline' quedaron apeadas.

-Lo que me parece un despropósito es no haber utilizado más a Sofia Loren, que aparece como simple florero y no haber nominado a Daniel Day Lewis como mejor actor. Lo digo porque hace una película cada tres años y pone tanta carne en el asador que a lo mejor un día, al no verse reconocido, se chota como Almodóvar y se retira a una aldea de Laponia a hacer petipuá. No lo tomen a coña, ya ha ocurrido antes.

-Y aunque lo vea imposible: ¡Suerte Pene!

No hay comentarios: